domingo, 17 de julio de 2011

Tarta Rapunzel y su torre

Esta tarta de 5,5 Kg. era de riquísimo bizcocho de chocolate negro calado con almíbar de leche condensada y relleno de buttercream de vainilla de Betty Crocker. Al ser de unas dimensiones tan grandes, opte por hornear el bizcocho en dos moldes cuadrados que luego uní con la fina capa de Fondant. los efectos de hierba los hice con coco rallado. La torre en base de porexpan, cubierta con fondant y realizada a mínimo detalle. Los árboles eran galletas de vainilla decoradas con Fondant. Para darle realismo use las figuras de Rapunzel y del príncipe originales de Disney

Les dejo la receta de este rico bizcocho:
250 gr. de mantequilla con sal
3 tazas de azúcar
8 huevos L
1 cda de esencia de vainilla
4 tazas de harina de repostería
2 tazas de cacao puro Valor
2 tazas de leche entera
1 cda de polvo Royal.

En esta época de verano opto siempre por rellenar las tartas con Buttercream Betty Crocker porque aparte de estar de vicio, se que es un relleno que resiste las altas temperaturas y no corro riesgos de que se estropee . La combinación de vainilla y chocolate de esta tarta recuerda el sabor de las galletas Oreo.





domingo, 3 de julio de 2011

Abrillantados Merideños

Si hay algún dulce que me haga recordar mas mi infancia, sin duda son los abrillantados. Típico esperar que algún amigo o familiar viajara a Mérida y trajera de regalo estos dulcitos. Son unas deliciosas bolitas de dulce de leche, de textura tierna, mas bien arenosa y con una costrita dura que los hace crujientes por fuera, casi siempre con forma de frutas o simplemente "bolitas" como las que he hecho yo hoy. En mi búsqueda de la receta perfecta me encontré con dos, una de unos ingredientes extraños que ni a mi que soy venezolana me sonaban: harina criolla, harina pre cocida (que dudo mucho que sea harina pan)... y un procedimiento engorroso. La otra receta que es la que yo hice, es muy sencilla, requiere muchiiiiiisima paciencia por lo que tarda en cocer, pero luego el resultado merece la pena; en lo único que varia a los dulcitos originales que recuerdo es el color, suelen ser blancos por dentro, pero estos han quedado marrones, como de color del arequipe (color caramelo o del dulce de leche que conocen aquí en España). Así que no descarto algún día intentar la otra receta, mientras tanto les dejo la siguiente:

Ingredientes:
2 litros de leche entera
1 kilo de azúcar
1 cucharada de vainilla
Azúcar para "abrillantar"
Colorantes
MUCHA PACIENCIA (de verdad)

Preparación:
En una olla de fondo grueso (en Venezuela recomiendan las pailas de cobre), ponemos todos los ingredientes, mezclamos con el batidor de mano para diluir el azúcar y que no se quede en el fondo y llevamos a fuego medio bajo por aproximadamente 2 horas (aquí echan la paciencia jajaja), removiendo constantemente con cuchara de madera para que no se pegue y con cuidado de que cuando rompa a hervor no se derrame. Quien tiene la suerte detener cocina de gas, imagino que tardara menos de las 2 horas que demore yo con vitroceramica, de cualquier manera el punto de cocción es cuando noten la mezcla espesa y logren ver el fondo de la olla, quedara un color caramelo claro.
Retiramos del fuego, vertemos la mezcla blanda en un envase y la llevamos a que se enfríe en la nevera otras dos horas, al enfriarse endurece y nos disponemos hacer bolitas o las figuras que mas nos gusten, con las manos previamente engrasadas. rebozamos en colorante y finalmente rebozamos en azúcar, por cada color un plato con azúcar para que los colores queden limpios. Los dejamos secar 24 horas y listos para degustar..

En mi versión pintan un poquito la lengua, sera porque mis colorantes son en pasta y diluí demasiada cantidad de colorante en poca agua.. no lo se.. o sera que falta que sequen un poco mas... aquí les dejo las fotos y que los disfruten.