domingo, 29 de septiembre de 2013

BROWNIES ESPONJOSOS

Esta receta la encontré en una publicación de Eva Arguiñano y he de decir que entre todos mis intentos de brownie este ha sido el mas satisfactorio.. una textura increíble y la potencia de todo el sabor del chocolate... yo suelo hacerlo sin nueces pero por una cuestión de gusto personal, mi hijo odia las nueces, sin embargo para mi es una de las cosas mas emblemáticas de un brownie, al igual que la costra de chocolate que se forma en la superficie...Esta receta es ideal para porciones individuales, para bizcochos que luego se vayan a decorar con fondant, para cupcakes con frosting de vainilla... es muy versátil y deliciosa..

Ingredientes:
4 huevos
150 gr de chocolate 70% de cacao
200 gr de mantequilla (a mi me gusta con sal)
200 gr de azucar
80 gr de harina de trigo
10 nueces.

Para decorar: 
sprinkles de colores
chocolate para fundir
agua
azucar glas
nueces


Preparación:
En una olla a fuego mínimo ponemos el chocolate troceado y la mantequilla cortada en porciones chicas, hasta conseguir que se derrita totalmente. Reservamos.
Por otro lado separamos claras y yemas y con la batidora montamos las claras a punto de nieve, muy firmes, a continuación añadimos el azúcar y una vez integrada vamos añadiendo las yemas una a una sin dejar de batir. A continuación vamos añadiendo en forma de hilo la mezcla de mantequilla y chocolate, bajando la velocidad de batidor para evitar que la mezcla pierda volumen. Para finalizar mezclamos el harina tamizada y las nueces picadas.
En una placa de horno forrada previamente con papel vegetal, vertemos la preparación y horneamos durante 35 minutos a 170º. Si vamos a hacer cupcakes, rellenamos las capsulas hasta el tope y horneamos durante 20 minutos a 170º. Para moldes de bizcochos el tiempo de horneado es mayor, teniendo en cuenta que es poca harina, tardará mas en secar.. sería aproximadamente 1 hora 15 minutos, iremos revisando pasados los 50 minutos hasta que al introducir un palito de madera en el centro salga totalmente limpio.. cada horno es un mundo, así que no debemos descuidar los tiempos.


domingo, 15 de septiembre de 2013

SEMIFRIO DE YOGUR Y FRUTOS ROJOS

Haciendo mis pinitos en esto de los catering para eventos y prestando mis servicios en mesas dulces montadas por otras empresas, empece a indagar en recetas frescas presentadas individualmente y que no tuviera nada que ver con chocolate. Por supuesto me centre en mis gustos personales y confieso que soy loca del yogur griego, de las bayas, las cerezas y del resto de componentes de este postre. Anímense a hacerlo en casa, les gustara a todos y una vez cogido el punto de la mousse, atrévanse a cambiar los sabores..

Ingredientes:
1 Yogur griego natural grande (500 ml) 
2 latas de frutos rojos en conserva de zumo de uvas. #mercadona
1 paquete de base de bizcocho de vainilla. En algunos supermercados venden placas cuadradas o redondas listas ya para rellenar.. en este caso nos servirán para ganar mucho tiempo #mercadona
20 gr de gelatina neutra en polvo
4 claras de huevo talla L
500 ml de nata para montar
1 lata pequeña de leche condensada (400 gr)
Zumo de limón
Sirope de fresa
Mermelada de frambuesa, fresas o fruto rojo de tu preferencia.
Vasos pequeños de degustación o de licor para la presentación (40 unid)
Nata fresca montada o confitura para decorar.


Preparación:
Abrimos las latas de frutos rojos y colamos el contenido, reservando el zumo de uva donde vienen conservadas las frutas y haciendo puré con la batidora la parte solida.

Ponemos en una olla pequeña el zumo de uva con la gelatina, integrando bien la gelatina y calentamos a fuego bajo hasta que rompa a hervor. Reservamos para que enfríe.

Al puré de frutos rojos vamos a juntar el yogur griego y la leche condensada, con movimientos envolventes y con la ayuda de una paleta de plástico.

Montamos las claras a punto de nieve. Montamos la nata.

Asegurándonos que la gelatina este ya templada, la vamos añadiendo en hilo a la mezcla de la fruta y el yogur, removiendo con el batidor de mano para que la mezcla siempre este homogénea. Juntamos la nata poco a poco también con movimientos envolventes, muy despacio para que no bajen y de la misma manera las claras. quedará una mezcla con cuerpo y muy espumosa.

Para la base donde vayamos a armar el semifrío, yo escogí vasitos de degustación, pero puede ser un molde grande de acuerdo al bizcocho que tengamos. En el fondo del vasito, de primera capa, ponemos un poco de mermelada (1 cdta aprox), luego un poco de la mezcla de la mousse hasta mas o menos la mitad del vaso o del envase. A continuación el bizcocho, en el caso de las porciones individuales, corté discos de bizcochos con un corta pastas, del mismo diámetro de que los vasitos. Si usan un molde grande colocar la placa de bizcocho entera. Rociamos el bizcocho con unas gotas de zumo de limón, esto es un punto clave en el sabor del postre, aporta el punto de acidez que resta la leche condensada y al final resulta mas fresco. Seguimos montando el postre ahora con un poco de sirope de fresa para darle un poco mas de humedad al bizcocho y por ultimo hasta llenar el vasito, un poco de mousse.

Refrigeramos durante de 1 hora hasta cuajar y luego podemos decorarla con nata fresca montada como fue mi caso o con un poco de confitura de frutas del bosque.




Lamento no tener fotos del paso a paso, pero en la foto que les muestro se ven las capas del postre y mi presentación. Han sido un exito!!! se pueden servir de nevera o a temperatura ambiente. Pueden cambiar la base de la fruta y la mousse y ya tienen un postre diferente, por ejemplo con melocotones, o con dulce de leche para los mas golosos.

A poner la receta en practica. Gracias por leerme.

jueves, 5 de septiembre de 2013

PASTELES DE HIGO Y CHOCOLATE #SINAZUCAR

Bueno como os vengo comentando hace unos meses, estoy experimentando y archivando recetas especiales para alérgicos, diabéticos, celiacos  y mi idea final es agruparlas en un nuevo blog que si Dios quiere, llevaremos a imprenta y podre difundir en papel♥♥♥  Tengo muchisima ilusión. Evidentemente no saldré de mi linea dulce, la idea es que todos puedan disfrutar un dulce momento independientemente de la situación que se encuentre, aunque esté a régimen o tenga ciertas limitaciones con los alimentos. Creo que hay que decretar que degustar un bocado exquisito y dulce es derecho de todos jejejejje.

En esta ocasión, mi primera propuesta es #sinazucar... una receta de origen italiano que viene ideal en estas fechas, ya que los higos y brevas son la fruta de la temporada.

INGREDIENTES:
2 Huevos
350 gr de Harina de trigo
200 gr de Mantequilla
75 gr. de cacao puro en polvo (yo uso marca Valor)
75 gr de cacao con edulcorantes (yo uso colacao 0% 0%)
300 gr de higos maduros

Preparación:
Calentamos el horno a 180 grados 
En un recipiente grande, mezclamos la mantequilla, los huevos, la harina y el cacao hasta obtener una masa elástica y uniforme.
Pelar los higos lo mejor posible, es importante que no quede nada de piel.
Aplastar los higos con un tenedor hasta conseguir un puré.
Con el rodillo extendemos la masa de manera que queden dos milímetros de espesor.
Con la ayuda de un corta pastas de tamaño grande y con la forma de nuestra preferencia, cortamos unidades pares, teniendo en cuenta que para cada pastelillo necesitaremos dos masitas cortadas.
Distribuir el puré de higos en la mitad de galletas, tapar con la otra mitad de masa y hacer una especie de empanadilla. Hay que cerrar bien los bordes porque el puré de higo suelta almíbar cuando entra en calor.
Ponemos los pastelillos sobre una placa de horno forrada con papel vegetal y horneamos durante 15 minutos.
Servir fríos, puede acompañarse con yogur desnatado edulcorado o para acompañar un buen café.